Limpiar el Sensor de Camaras Reflex en 2 minutos

Si eres el afortunado propietario de una cámara de tipo réflex digital, a buen seguro te habrá reportado grandes momento y grandes imágenes que tendrás almacenadas en tu ordenador. Son posiblemente las mejores cámaras para una fotografía rápida, directa, de hoy en día. Sin embargo es muy probable que después de un tiempo necesites limpiar el sensor de tu cámara, en este artículo te explico como hacerlo en un par de minutos.

Tecnológicamente son muy avanzadas, el coste por copia es muy económico al olvidar las antiguas películas que debíamos llevar a revelar a la tienda de la esquina. Ahora el revelado se hace en casa, desde el ordenador sin necesidad de acudir a un laboratorio.

Todo esto sin duda, ha supuesto la revolución más grande la fotografía en los últimos 100 años pero no está exenta de inconvenientes, uno de ellos, sobre el que hablaré hoy aquí es la suciedad en el sensor.

Antaño, los sensores fotográficos estaban realizados a base de películas enrolladas en carretes, cada foto era un pedazo de película, que equivaldría a un sensor de los que en la actualidad disponen las réflex digitales. De este modo, cada fotografía que tomábamos lo hacíamos con un sensor limpio, sin problemas aparentes de suciedad.

Sin embargo, las réflex digitales actuales utilizan el mismo sensor para hacer miles de fotografías, por ello, es frecuente encontrarse con problemas de suciedad al cabo de un tiempo, debido a la poca estanqueidad del conjunto cuerpo+objetivo o bien por un excesivo cambio de objetivos a la hora de realizar fotografías.

¿Cómo saber cuando has de limpiar el sensor de tu reflex?

Limpiar el Sensor de una cámara réflex cuando está sucioDescubrir suciedad en el sensor es un paso bastante fácil, bastará con hacer una foto a un fondo de color claro, uniforme a un diafragma cerrado f/11 o superior para comprobar la cantidad de motas de polvo y suciedad acumuladas en el sensor digital, como aparece en la imagen de la derecha (clic para ampliar). Al abrir la fotografía tomada en nuestro programa de edición favorito podremos observar las mencionadas motas de polvo.

¿Cómo limpiar el sensor de la reflex?

Una vez comprobada la existencia de suciedad en el sensor lo más importante es mantener la calma, no pasa nada grave, salvo que las manchas sean de líquidos o ungüentos pringosos. Para proceder a la limpieza, disponemos de varios métodos, de menos a más agresivos para la cámara. Siendo el menos agresivo el que menos toque la superficie del sensor y más agresivo el que más abuse del contacto para la limpieza, algunos de los sistemas más conocidos son:

Limpieza automática integrada del sensor. La mayoría de las réflex modernas disponen de un sistema de limpieza del sensor que consiste en un filtro que gracias a vibraciones consigue despegar las partículas de polvo que son recogidas por un sistema de retención a los lados del sensor.

VENTAJAS: Este sistema es cómodo, práctico y sobre todo innocuo para la cámara.

CONTRAS: No es muy efectivo en suciedad de gran tamaño y no es efectivo contra las manchas más adheridas. Además, las cámaras antiguas no disponen de este sistema.

Aspirado de la cámara del sensor. Gracias al empleo de un aspirador de baja potencia o un aspirador casero con el caudal de succión de aire reducido, se puede limpiar el sensor de forma fácil, barata y efectiva. El sistema es fácil y rápido: Activando el modo limpieza de la cámara, encender el aspirador y situar la boquilla cerca del aro de sujección de objetivos, mantener la aspiración durante 10-20 segundos realizando circulos siguiendo el aro metálico del cuerpo de la cámara. Al finalizar, devolver la cámara al modo normal (apagando la cámara) y montar nuevamente el objetivo o tapa que estuviera puesta.

VENTAJAS: Sistema económico y fácil de realizar. Válido para cualquier cámara.

CONTRAS: No es efectivo contra manchas de humedad y polvo pegado. Hay que tener especial cuidado en no doblar las palas del obturador en caso de no tener activado el modo limpieza.

Pincel electroestático. La empresa VisibleDust ofrece desde hace años soluciones de limpieza de sensores de cámaras digitales. Comenzaron con unos kits de esponjas y líquidos y ahora ofrecen hasta pinceles motorizados con luz. Entre la gama de productos que tienen nos quedamos con la opción del pincel electroestático que gracias a la electricidad estática permite recoger y descontaminar los sensores de la cámara digital, para más información lo mejor es ver el video de demostración:

Son buenos sistemas y muy testados, empleados por los profesionales de la limpieza aunque tienen también pro’s y contras. En mi caso los recomiendo solo como última opción si otras formas de limpieza no surten efecto.

VENTAJAS: Sistemas efectivos, probados e innocuos generalmente para limpiar el sensor.

CONTRAS: En caso de suciedad rebelde puede ser peor el remedio que la enfermedad. Generalmente son productos Caros. De una duración limitada. Material muy delicado.

Limpiadores Químicos. Son los denominados “Si no hay otro remedio”, al ser muy agresivos con el sensor. Basan su funcionamiento en una combinación de pincel o espátula impregnada en una solución química limpiadora. Son especialmente delicados de aplicar y podemos tanto solucionar el problema como ocasionar uno mayor en la cámara. Algunos ejemplos de estos limpiadores los tienes en la web de VisibleDust al igual que los videos de demostración.

VENTAJAS: Limpieza muy profunda. Buen acabado. Elimina la suciedad por humedad o manchas pegadas. Económicos.

CONTRAS: Muy delicados de aplicar. Un error se paga con el envío al SAT de la cámara. Cada pincel se limita a un único uso.

Conclusiones

Como podrás comprobar, existen múltiples y variadas formas de limpiar el sensor de tu cámara digital, he intentado exponerte las que más me convencen y alguna de las que prefiero no tener que utilizar para evitar que dejes inservible tu apreciada cámara. Además, ya sabes que ante la duda, lo mejor es enviarla al servicio técnico que ellos la limpian a las mil maravillas.

Por último, un par de consejillos: Si quieres no tener que limpiar muchas veces tu sensor, procura cambiar de objetivo solamente cuando sea necesario y en lugares ausentes de corrientes, viento o polvo en suspensión. Y por último: ¡¡NO SE TE OCURRA NUNCA DESMONTAR TU CAMARA DIGITAL!!